19 de abril de 2024

Detrás de las Gafas de Realidad Aumentada ‘Hechas en Estados Unidos’ de Meta: un Material de Grado Militar

Meta Platforms planea fabricar solamente alrededor de mil unidades de la primera generación de sus gafas de realidad aumentada, que saldrán al mercado el próximo año.

Foto de Mediamodifier en Unsplash

Se trata de un lote pequeño que utilizarán únicamente para el desarrollo interno y para mostrar el dispositivo al público. Y sin embargo, para construir estas gafas, Meta está empleando un arreglo complicado y costoso que involucra fábricas en China, Taiwán y Estados Unidos.

Esto se debe en parte a la decisión de Meta de experimentar con un compuesto especial y costoso en el interior de las lentes, que debido a las regulaciones gubernamentales no puede ser exportado fácilmente fuera de Estados Unidos. Como resultado, Meta debe ensamblar las lentes en Estados Unidos, mientras que otras partes de las gafas, como la banda de muñeca que las controla y el paquete de cómputo inalámbrico que actúa como el cerebro del dispositivo, son fabricadas en China y Taiwán, respectivamente.

Esta elección de diseño ha llevado a Meta a un proceso de fabricación global aparentemente contradictorio, donde la etiqueta ‘Hecho en Estados Unidos’ no cuenta toda la historia. La compañía, liderada por el CEO Mark Zuckerberg, está utilizando un material de grado militar para las lentes, lo que agrega una capa adicional de desafíos logísticos y legales.

La importación y exportación de materiales de grado militar está sujeta a estrictas regulaciones gubernamentales, y Meta está descubriendo que esta decisión de diseño tiene implicaciones más allá de la ingeniería. A pesar de los desafíos, la compañía está decidida a mantener la producción de estas gafas dentro de los Estados Unidos, en un esfuerzo por respaldar la creciente demanda de tecnología de vanguardia hecha en el país.

El proceso de ensamblaje en múltiples ubicaciones globales presenta desafíos de coordinación, especialmente considerando la complejidad técnica de las gafas de realidad aumentada de última generación. Los expertos de la industria han expresado su asombro ante la ambición de Meta de crear este dispositivo altamente avanzado, mientras navega por los desafíos logísticos y regulatorios que conlleva.

A medida que nos acercamos al lanzamiento previsto para el próximo año, los ojos estarán puestos en Meta y en su apuesta por la innovación.

Si bien la producción de estas gafas puede ser un proceso global y complejo, lo que está claro es que Meta está decidida a elevar el listón en lo que respecta a la tecnología de realidad aumentada. El mundo espera con anticipación lo que esta ambiciosa compañía presentará a continuación en su búsqueda de cambiar la forma en que interactuamos con la tecnología.


Fuente: The Information.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *