19 de abril de 2024

Gigantes tecnológicos ante la Revolución Normativa: La Aceptación de Microsoft y Google del Estatuto de ‘Guardián’ de la UE y sus Implicaciones

En un movimiento sin precedentes, Microsoft y Google han decidido no impugnar su designación como «guardianes» bajo la nueva Ley de Mercados Digitales (DMA) de la Unión Europea.

Este desarrollo surge tras la designación de seis grandes compañías tecnológicas, entre ellas Alphabet (matriz de Google), Amazon, Apple, ByteDance, Meta y Microsoft, como «guardianes» por parte de la Comisión Europea en septiembre de 2023. Estas empresas ahora enfrentan nuevas regulaciones que afectan a un total de 22 servicios de plataforma central proporcionados por ellas.

Un giro estratégico en la política de Google

Google, conocida por su enfoque de trabajar con reguladores en lugar de enfrentarlos, ha optado por no apelar esta decisión.

Esta estrategia es particularmente notable dado el dominio de Google en múltiples servicios, incluyendo su sistema operativo Android, Google Maps y su motor de búsqueda, todos los cuales estarán sujetos a regulaciones más estrictas bajo la DMA.

Microsoft: Alineación con las Nuevas Normativas

Por su parte, Microsoft también ha expresado su aceptación del estatus de «guardián» y su compromiso de trabajar con la Comisión Europea para cumplir con las obligaciones impuestas a servicios como Windows y LinkedIn.

Esta actitud contrasta con empresas como TikTok y Meta, que podrían plantear desafíos legales, y Apple, que según informes, también está considerando impugnar su designación.

La DMA: ¿Un Cambio de Paradigma para los Gigantes de Internet?

La DMA representa un cambio significativo en la regulación del mercado digital. Solo se aplica a empresas designadas como «guardianes», definidas por su impacto significativo en el mercado interno de la UE, un umbral de usuarios activos mensuales y una posición enraizada en el mercado.

Estas regulaciones están diseñadas para aumentar la transparencia y la competencia, imponiendo obligaciones como informar todas las transacciones de fusiones y adquisiciones relacionadas con el sector digital a la Comisión, y prohibir la combinación de datos personales de diferentes fuentes sin el consentimiento válido del usuario.

Estas medidas, que buscan proteger la competencia en los mercados natales y vecinos de los guardianes, representan un desafío significativo para los modelos de negocio de las grandes plataformas. La decisión de Microsoft y Google de no desafiar su designación como guardianes indica un reconocimiento de la creciente presión regulatoria y la necesidad de adaptarse a un entorno de mercado digital en evolución.


Vía Routers.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *